miércoles, 6 de junio de 2012

Historia de una lavadora

Querido Umpa Lumpa,


En la fábrica de hipocondríacos me están poniendo ya la soga al cuello. Sólo tienen que pegar el empujoncito y ¡¡ZAS!!. No te puedes imaginar la de cientos de miles de documentos que tengo pendientes y la de pocas neuronas que me quedan libres... Me paso más tiempo encontrando un huequecito libre entre ellas que en el tiempo que tengo que emplear en leer...
Se están poniendo exigentes estos de la fábrica para reconocerte como hipocondríaco oficial... 


Para lo demás, Umpitas, tampoco son buenos tiempos. 
-Con el tema este del calor incipiente, has reservado habitáculo debajo de mi cama y para que salgas ya no sirven ni las barritas, hijo mío... quién lo iba a decir.
-Con el abandono en nada de la infravivienda...
-Con los planes extraños del verano...


Pero bueno, Umpitas, seguimos sobreviviendo...


... O más o menos.
Porque como viene siendo lo habitual, pese a que alguna otra vez me toca algo... en este caso, ha llegado a la infravivienda...


ta ta ta ta chán...


¡¡LA NUEVA LAVADORA!!


Muy oportuna Umpitas... a menos de un mes del abandono, creo que la vamos a disfrutar una barbaridad...


Claro, que tú con las modernidades no puedes. Llevas las tradiciones al extremo y eso de que nos hayan quitado nuestra lavadora de Cuéntame mucha mucha gracia no se puede decir que te haya hecho. ¡¡Estaría bueno!! Si todavía funcionaba... ¿qué motivo había para cambiarla?
Con esa musiquilla tan agradable con la que acompañaba esas dulces tardes de lectura de cientos de miles de documentos, con esa puertecita que se abría como queriendo saludarnos cuando entrábamos en la cocina...


¡Qué vamos a hacer sin ella! (a parte de lavar la ropa en condiciones..., quiero decir...)


Pero bueno, Umpitas... que no cunda el pánico... he dejado registrado parte de su último lavado, para que cuando no puedas dormir, te lo ponga a modo de nana... (sí, sí... pon el volumen bien alto para escucha el dulce sonido)




video




Y es que, Umpa Lumpa... no hay nada peor que una lavadora nueva... Ahí, que no hace ni juego con la cocina ni nada. Blanca pura. Categoría A... 
A ti desde luego no te ha convencido. Llevas dos días sin entrar en la cocina, pasas rapidito por delante de la puerta no sea que te vaya a atacar con esos movimientos extraños que hace...


Umpa Lumpa y la lavadora


Nada, que a ti no te venden milongas Umpitas. La lavadora nueva ha pasado a la lista negra de cosas a odiar y temer sin grandes motivos. En las que figuran:

- La Silk-épil : cacharro diabólico donde los haya. Se mueve, hace ruido y tiene luz. ¿Puede haber algo peor? No dejes que la pruebe con tu disfraz encima muerde. Además, a ti lo de los cacharros modernos esos... que nada. Que aquí hay que depilarse con cuchillas de estas antiguas o con una piedra bien afilada, que gastan menos y hacen menos ruido.

- El ventilador: no sé exactamente qué conversación ha tenido el ventilador contigo. El año pasado no te caía mal... Pero este año, a la mínima que se mueve le sueltas una... ¡¡Que vuelvan los abanicos!! A ti estas modernidades...

-La lavadora nueva... ¡¡¡Que vuelvan las de antes!!!


Cualquiera diría, Umpitas, que has nacido en el siglo XXI miarma...

Dulces caricias

PD: La foto es cortesía de espécimen R. =) 



20 comentarios:

  1. Jajajaja. Tu lavadora antigua es brutal!!! La lavadora poseída que se abre sola a un ritmo endiablado... ¿Umpa no le tiene miedo a la aspiradora? Los míos la odian con toda su alma. Tampoco les gustaba mucho el calefactor eléctrico pero el día que descubrieron que suelta calorcillo, le encontraron utilidad. Besotes!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. jeje pues es mi lavadora antigua la que le causaba pánico... (vamos mía mía... del piso... jeje que yo voy con ellos amueblados).
      Aspiradora... jaja la verdad es que no tengo aspiradora y creo que la de la casita de la sierra no la ha visto en funcionamiento.

      No uso secador, pero las especímenes humanas cohabitantes de la infravivienda sí... le llama la atención aunque miedo miedo no le termina de dar...
      Lo de la silk epil es para verlo... Es ver el cable...

      Eliminar
  2. tened cuidado con la lavadora de carga frontal a ver si se mete y un dia no squdamos sin umpa

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. El año pasado en el 4ºA teníamos de esas... jeje pero esta como es nueva y es de esas de ahorro energético, le da miedo... Y sí que se metía!!!

      Eliminar
  3. dios que miedo da la lavadora...,mi mostuo le tiene miedo al tambor del detergente,... si es una caja por dios!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sin duda... aunque más miedo me dio a mí el primer día que saqué la ropa... jaja =)

      Eliminar
  4. Ja,ja... que gracia!!! Miedo a la lavadora, si la nueva no hará nada de ruido comparada con la vieja.... Que se le pasará por la cabeza cuando la ve??

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La nueva no hace absolutamente nada de ruido... Pero eso de que tenga un círculo que se mueva... no le ha convencido... jaja =)

      Eliminar
  5. Llegará el momento en el que serás una hipocondríaca oficial y tendrás tu propia casa con tu propia lavadora... piensa en eso y enfréntate a las montañas de documentos, que tú puedes!!!
    Me ha dejado impresionada tu ex-lavadora, parece un terremoto! Y estoy totalmente de acuerdo contigo: un electrodoméstico nuevo desentona en nuestras cocinas de "Cuéntame", deberían fabricarlos con ese tonillo amarillo que le dan los años...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. jaja, muchas gracias Gema, a ver si es verdad que llega ese día y no muero en el intento.... jeje A ver si el Umpitas puede también disfrutarlo, porque mudanzas de un lado para otro el pobre... Tener que acostumbrarse a tantos modelos de lavadoras y demás historias, le tiene abrumadito al pobre... =)

      Eliminar
  6. Jajajajaja!!!

    La lavadora vieja estaba bien encajonada, sino ya se os hubiese escapado de casa, menudo ruido y menudo traqueteo.
    A mi gato le pasa lo mismo con la depiladora, le acerco el cable y se pone a dar saltos y manotazos, y que conste que no lo enchufo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. jajajajaja, síii, el Umpa relaciona ya todo cable blanco con la depiladora... jejejeje
      Y luego cuando está apagada... como la deje encima de la cama, me la puedo encuentrar luego en el suelo.. Se pone a atacarla y a atacar a objetos que haya a su alrededor...

      La lavadora sólo podía salir de ahí volando... Alguna vez lo intentó... sobre todo cuando centrifugaba... jajaja =)

      Eliminar
  7. Pobre Umpitas, no llegará a cogerle cariño a la lavadora. Dentro de nada le esperan la Malaúva, Galia Micromachine y la casita de la sierra. Ferny y Pérfida te mandan ánimos para lo que te queda de exámenes xD

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias por los ánimos!!!
      Pues no... no le va a dar tiempo... entre otras cosas porque el Umpa se ha exiliado hoy mismo casi de forma definitiva.... Yo sí que volveré de vez en cuando a la infravivienda =)

      Eliminar
  8. Algo siniestro y diabólico tiene una lavadora silenciosa ,a nosotros que no nos vengan con cuentos y encima tiene una ventana redonda al frente para poder ver el interior maligno del artefacto , solo falta que sea coreana taiwanesa o china que vaya usted a saber que rituales se estilan por esos países con respecto a la ingesta de gatos desprevenidos debidamente aliñados con hierbas exóticas ,Umpita no te dejes ,si necesitas ayuda danos un miaaaaauuuuu y Merlina y yo al rescate.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. jajajajjaja tú sí que entiendes al Umpitas!!! Aquí todo el mundo hablando de la lavadora antigua... con lo que a él le gustaba...

      Eliminar
  9. Me ha encantado la entrada. Esa foto de Umpitas acojonaito es buenísima. yo pienso que los peluches me escuchan y tienen alma, y los gatos creo que piensan lo mismo de los electrodomésticos. Y el video buenísimo, jaja esa puerta que se abre parece de una peli de terror.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. jejeje, la verdad es que desde su mente inocente, es normal que piense así... Esa lavadora tenía vida propia... =)

      Eliminar
  10. Alucino con la lavadora de cuéntame y su puerta viviente, no me extraña que al umpita le gustase más esa que la nueva, si es que es mucho más divertida, dónde vas a parar!! jajaja. Besoteees

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hombre, está claro. A quién le iba a gustar una lavadora blanquita, que no hace casi ni ruido ni ná??

      Eliminar