miércoles, 26 de diciembre de 2012

¡La Navidad y la publicidad!

Querido Umpa Lumpa,

De acuerdo. Una vez más, he tardado una eternidad en dar señales de vida. Pero vas a entender perfectamente las razones.

En primer lugar, es cierto que en la fábrica de hipocondríacos este año han decidido lucirse y no nos dejan demasiado tiempo para divagar sobre nuestra existencia como futuros hipocondríacos. Pero la razón principal no ha sido la fábrica.

En segundo lugar... y motivo principal... Ya te contaré. De algo te has tenido que dar cuenta, pero merece una carta aparte y no es plan de provocarte pesadillas en estas fechas tan señaladas.

Así que pasamos a anécdotas de serie B, que como las pelis, aunque sean de "menor calidad", pueden entretener más que una de las de 7 Óscars.

Galia en la actualidad, en uno de sus momentos de descanso...
En primer lugar, y como era de imaginar, estamos disfrutando de unos diíllas en la casita de la sierra. Después de renegar durante un año de nuestro "gran" amigo Renfe, volvimos a darles un voto de confianza y como sigan bajando los precios de billetes para Umpas y sigan dando polvorones igual repetimos. Y es que Umpitas, el mismísimo día en que me enteré de que tu billete costaba la mitad de lo de lo que nos cobraban antaño, se me saltaron las lágrimas de la emoción. Después de haberles puesto a parir durante tantísimo tiempo (con razón) no tuve más remedio que escribirles para darles las gracias.

Fuera de esto... en la casita de la sierra sigue todo más o menos igual:
La Malaúva sigue estando igual de malaúva.
Para Irene y Umpa Lumpa
Galita ha digievolucionado y ha pasado a ser Galota. Está gigantesca, como ya habrás apreciado. La señorona ya ha cumplido un año y además del desarrollo barriguil, se ha convertido en una felina simploníiiiiiiiisima. Ya no te hace tanto caso, porque necesita sus veintipico horas al día para dedicarlas a la vida contemplativa.
 Y tú... pues sigues con tu obsesión por la mininaturaleza. Lo único que consigues es que los cohabitantes de la casita de la sierra lleguen a odiarte más de lo habitual. Te debe parecer entretenidísimo eso de emitir pseudomaullidos (o pseudograznidos, según se preste) para salir-entrar-salir-entrar-salir-entrar-salir-entrar así hasta la saciedad a lo largo de la mañana/tarde/noche. (He de recordate que la casita de la sierra se llama así por su indudable proximidad con una cadena montañosa... Eso significa que ahora HACE FRÍO, Umpa.) Divertidísimo y emocionante, Umpitas.

Eso sí... Papá Noel no se ha olvidado de nosotros. Previamente me preguntó si te habías merecido regalo... Y Umpitas, la verdad es que lo tuyo no será por falta de méritos, así que no me quedó otra que decir que... adelente con el regalo:

Mmmm CHOCOLATE...
- Ideado espacialmente para mí... : una peazo de tableta de chocolate para desestresarme (entre la fábrica de hipocondríacos y tu actividad frenética, creo que no me va a durar demasiado)

- Para ti... unas maravillosas barritas multisabores. Ok, Umpitas, no son las famosas del mercadona, pero tienen mucha mejor pinta, así que no dudé en ningún momento de que te encantarían. 



En un intento de demostrar al mundo que valdrías para promocionar cualquier tipo de comida rica para felinos simplones, he grabado este vídeo para que veas lo increíblemente ansioso e insolidario que te vuelves cuando se te pone una barrita por delante (como algún cotilla de estos de negocios vea el vídeo, igual nos contrata y nos forramos en el mundo de la publicidad):



video

 Sin más, Umpa Lumpa, me despido por hoy. Sabiendo que te debo muchíiiiiiisimas cartas. Que te debo más de una explicación, pero que todo llegará.

Mientras tanto, te deseo a ti y a todos los cotillas que nos leen (en especial a M. , nuestro Papá Noel particupar) una muy ¡¡¡Feliz Navidad!!!

Ah... el regalito iba acompañado de una carta, así que me ahorro el final de esta carta:

lunes, 26 de noviembre de 2012

¡¡¡PREMIO!!!

Querido Umpa Lumpa,

Lo sé... sé que no me vas a creer cuando te diga que mi intención era escribirte mucho antes. 
¿Excusas? Principalmente que la fábrica de hipocondríacos se ha dedicado al acoso y derribo día sí día también. Umpitas, para que llegado el momento nos concedan el título de hipocondríacos,  este año las dichosas pruebecitas de los cientos de miles de documentos se han dedicado a esparcirlas a lo largo de todo el año. En la actualidad, persona que me cruzo por la calle, persona a la que le diagnostico de algún trastorno psiquiátrico. ¿Para qué necesito hacer pruebecitas Umpitas? ¿Ves? Pues eso ellos no lo entienden...

Por lo demás, Umpa Lumpa, debido a mi ausencia de cartas, alguno de los cotillas planteaba la posibilidad de que te hubieras transformado en un felino simplón a tal punto de no tener nada por lo que escribirte cartas... ¡¡¡Nada más lejos de la realidad!!! El Umpa... mucho disfraz, mucho disfraz... pero las umpadas (nombre que reciben oficialmente tus "destrozos" (patentado por Carlitos el ocupa)) ahí siguen.

Ays Umpitas... te prometo que esta semana cae otra carta. Si es que no tienes fotos ni de tu nueva vivienda, ni te he hablado de las cohabitantes del 2º "a secas", ni de la cánida parapléjica que te espera a la puerta...

Pero hoy... me veo obligada a anunciarte, que ¡¡¡somos famosos!!! Ays Umpitas, que tenemos cotillas a lo largo y ancho de la faz de la tierra. En principio yo intentaba aferrarme a la privacidad del correo, pero qué quieres que te diga, Umpa, a veces es complicado seguir escribiéndote cuando, no sólo no respondes (ni verbalmente ni por escrito), sino que además por mucha bronca que te eche sigues a tus anchas, umpada tras umpada. Así que, de vez en cuando se agradece eso de tener cotillas.
He de decir, que la mayoría de los cotillas, ayudarme no me ayudan en absoluto. Como se ve que lo que mola es que me la armes, más bien te alientan. Pero bueno, de vez en cuando alguno se apiada de mí. 
Y en esta ocasión... ¡Premiazo! El día 24, las cartas fueron seleccionadas como Blog del día. Me hicieron una flamante entrevista que tienes que leer, Umpitas (pincha donde he puesto blog del día... ahí la verás)

No quepo en mí, Umpitas, y mira que he aumentado mi volumen corporal a costa de chocolate y de culo-pelgado-a-silla-de-de-estudio. Pero, ni por esas.

Si a eso le añadimos que ¡¡por fin!! tengo en mis manos la supercamiseta que las artistas de "vaya telita" fabricaron con cariño para mí, gracias a un sorteo que me tocó, que hizo Trax... Empiezo a pensar en si tendrá razón el refrán de "Afortunado en el juego, desgraciado en amores..."  o si es que ahora soy directamente afortunada en todo menos en tener que aguantarte mascando plástico un sábado a las 5 de la mañana... (vaya diíta que diste, guapo)

Creo que por hoy, ya te he contado demasiadas cosas. Esta semana vuelveré a hacerlo (si en la fábrica de hipocondríacos me dan algo de respiro). No sin antes, una pequeña muestra fotográfica de que como Umpa Lumpa, no pierdes tu esencia (para despejar dudas)

El otro día se me ocurrió la genial idea de dejar un minuto un huevo al fondo de la encimera, mientras se calentaba el aceite y tal.
Cuando vuelvo a la cocina... ¡oh sorpresa! El Umpitas ha hecho su aparición triunfal y se ha quedado tan ancho. Emocionante, Umpa. 


A veces me dan ganas de soltarte con los vecinos locos del 1º, a ver si entre todos os entendéis.





Dulces caricias

PD: Igual te preguntas que a qué viene que ponga 3 fotos tuyas casi iguales... Umpitas, el sábado estabas sumamente gracioso (se ve que lo de mascar plástico te había trastocado aún más). La cámara del ordenador, por lo visto, te hace más gracia y fui capaz de hacerte un montón de fotos seguidas casi idénticas. Estabas ahí dándolo todo, como si se tratase de un fotomatón...

PD2: Le dedico el premio a todos los cotillas (declarados o no) y a ti, Umpa Lumpa, que siempre me das de qué hablar ;)  

lunes, 5 de noviembre de 2012

El comeplásticos ataca de nuevo (y otras razones por las que eres un Umpa)

Querido Umpa Lumpa,

Tengo tantas cosas que contarte, que no sé por dónde empezar.
Esta carta no va a ser excesivamente larga en previsión de todas las que puedan venir detrás...

En capítulos anteriores, recordaba una de las múltiples patologías psiquiátricas de las que haces gala: La PICA . Se suele decir, que la Pica se relaciona con el déficit de alguna sustancia. Pero Umpitas, querido... lo del "déficit de plástico" o te lo acabas de inventar o es algo exclusivo de los Umpa Lumpa, porque no lo pillo.
Lo de que eras un complásticos, tampoco es nada nuevo. Sólo que te habías relajado en los últimos meses. Ahora estás en pleno brote. Me despiertas mascando plástico, tengo que ocultar todas las bolsas de plástico que están bajo tus dominios (es decir... tengo que meterlas dentro del carro de la compra, porque es el único sitio al que no tienes acceso), anudo las bolsas de basura ya sin asas (porque estarán dándose un dulce paseo por tu aparato digestivo o formando parte de tu disfraz (carente de plástico, quizás)), etc, etc, etc.

Y es que Umpitas, no he conocido todavía a ningún felino simplón que dedique su tiempo a zampar el plástico de las bolsas. Y esta vez no le podemos echar la culpa a las especímenes humanas cohabitantes del 2º "a secas" de haberte influenciado con una extraña alimentación.  Espécimen N. y espécimen T. tendrán miles de cosas (que las tienen), pero para comer, son de lo más simple.

A veces creo que no me cuenta de que realmente eres un Umpa. No hay que buscar la explicación en el origen de tu disfraz. Sino en tu esencia de Umpa.

Y para breve muestra...
Numerosos cotillas (humanos y felinos), comentaron en la carta anterior lo muchísimo que les había gustado la foto con la que decidí decorarla.
Oh, Umpitas... ¿por qué en ya camino de dos años mandándote cartas ninguna fotografía tuya ha sido tan alabada? ¿eh? ¿eh?
3 razones confluyen aunque una de ellas se lleva la palma (adivina en menos de 5 segundos cuál es...)
1- Tengo una cámara compacta más bien malucha que no da para gran cosa
2- No soy buena fotógrafa. No miro ángulos ni luces, ni historias. Enciendo la cámara y disparo y que sea lo que Dios quiera.
3- No paras

...
...
...
Y la causa necesaria es... ta ta ta ta ta ta cháaaaaaan... 
¡¡LA 3!!

Vaya por Dios. 
Umpitas, reconozco que a mí me falta mucho arte y el doble de paciencia. Pero hijo mío...  tú no lo pones nada fácil. Mira que he tenido fotos preciosísimas en mis manos. Mira que tengo muchísimas más fotos tuyas que mías (y yo ya voy por la veintena larga de años y tú eres un yogurín) Y aún así, nada. Ninguna digna de ser recordada. Ninguna para enmarcar.

Pongo un ejemplo práctico. Para que no haya trampa, son fotos del MISMO DÍA, a la MISMA HORA, en el MISMO LUGAR (la casita de la sierra).
(véase que la cámara buena no es... y que incluso tiene una mancha negra que creo que ya he conseguido quitarla) Pero... salvando las dificultades:


2 felinas simplonas vs Umpa Lumpa

La Malaúva











Momento de descanso de la Malaúva


Galia Micromachine 




Momentos de descanso de Galia.

Umpa Lumpa




Momentos de descaro de Umpa Lumpa




Umpitas, cariño, tú ves que yo lo intento. Intento captar tu esencia y creo que en el fondo lo consigo. Mientras la Malaúva y Galia dormitaban tras un duro día, tú te levantabas, te movías, te tumbabas. Pero cuando te tumbabas, te movías.
Fácil no lo pones. Y si no ves fotos tuyas más bonitas, no será por falta de ellas, que tengo para aburrir.
Si hiciera caso a mi progenitora y eliminase las fotos movidas, creo que te quedarían más bien poquitas.

Estas cosas no hacen más que darme una razón más por las que seguir proclamando las dificultades que conlleva el vivir día a día como tutura legar de un Umpa Lumpa.

Algún día pediré una baja por depresión en la fábrica de hipocondríacos, a ver qué me sueltan...

Dulces caricias

PD: Como ex- glivec girl que es, Mónika me trajo de regalo a través de una amiga suya (que debió de pensar de mí de todo menos bueno) unas maravillosas tabletas de chocolate. Que alguien se acuerde de mí a 1000 km de distancia  con ese detalle, y más siendo Mónika, con su única neurona funcionante, es como para agradecérselo en persona haciendo el pino si hace falta. De momento, apartaré la bolsa de plástico de tu vista, Umpitas, y disfrutaré de cada trocito de chocolate.

PD2: Sugerencia para futuros regalos: sí, me gusta el chocolate (si es belga, Lidnt o Nestlé más aún... pero no le hago ascos ni al de marca DIA)

viernes, 26 de octubre de 2012

¡Popularidad en máximos históricos!

Querido Umpa Lumpa,

Sí.. lo sé. No ha podido pasar más tiempo. 
Pero es que ha sido un lío, Umpitas, tú ya lo sabes. 
Entre tu mudanza, la adaptación a la nueva vivienda, la fábrica de hipocondríacos y los acontecimientos sobreañadidos, no ha habido tiempo para más.

Por cierto, antes de que reclames fotos, te diré, que tengo complicado actualizar con fotos actuales por dos problemas tecnológicos concomitantes:

1- Desde hace meses desapareció el cable de la cámara. Probablemente fue abducido por un agujero negro de esos que se abren cada vez que hay una mudanza y que tardan años en volver a abrirse. No me cabe duda de que aparecerá... cuando la cámara haya muerto del todo y ya no sirva para nada

2- El ordenador "bueno" sufre crisis de ausencia. Y a veces está hecho un chaval y otras no hay quien le tosa...

Así que te tienes que aguantar con las fotos que ponga.

Por lo demás, Umpitas, te contaré que estas dos últimas semanas he estado un poco ausente. Como narraba por otras vías, vinieron a visitar tu dulce tierra natal unas especímenes humanas un tanto peculiares, que popularmente se hacen llamar "Las Yenis".  Una de ellas llegó a ver la estación y poco más. Unilateralmente decidió hacer turismo sanitario y conocer el carácter autóctono desde dentro de un hotel de estos lleno de hipocondríacos (con la excusa de haberse partido la tibia). Tal cual lo cuento. 
El enanito de dos metros, que para animarme y tal, tiene un tacto que es para enmarcar, soltó una de sus frases categóricas, tipo "¿No querías Umpa? Pues toma Umpa...": "Si ya sabía yo que eso no podía salir bien. ¿Cómo iba a salir bien?"
Umpa Lumpa ganándose regalos a base de encanto...
Lo repitió unas 100 o 200 veces entre las 3 y 4 de la mañana a la espera del diagnóstico (para cuestiones de motivación es un experto en la materia, como habrás podido apreciar) 

Pero, como no hay mal que por bien no venga, y pese a que la pobre "Yeni-herida" se encontraba en estado convaleciente, hemos pasado buenos ratos y he estado usando su  cabello como prácticas de peluquería. No me van a dar el título de hipocondríaca mayor por ello, Umpitas, pero según pinta el futuro, igual me resulta más útil manejarme con el peine.

Y sí, Umpa Lumpa, tú también has tenido tus beneficios. Y es que aunque no lo creas, tu popularidad vive una luna de miel demostrada a base de regalos y detalles:

1-  Las Yenis me trajeron de premio por haber sobrevivido un par de años sin verlas: unos calcetines monísimos y una pulserita simpaticona. Y a ti... que ni las conoces y lo que ellas conocen de ti es de oídas (y malo...), te traen tres magníficos ratoncitos psicodélicos con rabo colgando que ya te has encargado de hacer desaparecer entre los rincones de la habitación.

2-espécimen J. (fisio-amiga de las Yenis, que hizo 1000 km en menos de 24 horas para rendir visita a la "Yeni-herida"), me trajo una tableta de chocolate (que devoré en el mismo tiempo en que ella hacía el viaje de vuelta...)  Y a ti, que te conoce todavía más de oídas que las Yenis, te trajo una lata que ha tenido un éxito tremendo (y que te he tenido que fraccionar para que no te empachases como yo con el chocolate).

Y ya para terminar...
3- espécimen N. (nueva cohabitante del 2º "a secas") entra el otro día en casa. Nos ve. "¡¡¡Hola Umpa!!!" (5 segundos después) "Ah, bueno... ¡hola Irene!" Vamos, que aquí nadie oculta sus preferencias.



Ya no sé si esperar algo de regalo de Navidad, o si sólo recibiré juguetitos-patés para ti. De hecho no sé si alguien te felicitará el Año Nuevo antes a ti que a mí. Oh, Umpitas... esto no es envidia de tutora legal... es que esto ya ¡clama al cielo!

Si supieras la cantidad de cosas que tengo que contarte, no querrías seguir leyendo ya más cartas. Pero poco a poco, Umpa.

Dulces caricias

PD: Ya sé que no pensabas preguntar, pero por si te interesa, o por si a alguno de los cotillas le interesa, la "Yeni-herida" se aburrió ya de lo del turismo sanitario y ha se ha vuelto a su tierra. Ahora a ver con quién practico yo las trenzas diagonales de raíz que hace la sepi...

PD2: Lamento no poder ponerte fotos actualizadas y tener que repetir con una de este verano...

lunes, 24 de septiembre de 2012

¿¿No querías Umpa??... Pues ¡toma Umpa!

Querido Umpa Lumpa,

Hace apenas unos diíllas desde que abandonamos el paradisíaco entorno de la casita de la sierra y lo cambiamos por el alojamiento en el exilio antes de instalarnos definitivamente en nuestro nuevo alojamiento. No, no es la infravivienda, pero te va a encantar (o eso espero)
Umpitas en la mininaturaleza

Tenía yo pensado hablarte de la maravillosísima relación que has mantenido con Galia Micromachine (seguro que ella te echa de menos lo mismo que tú a ella). Lo dejaré a otro momento.
¿Razón? Ays Umpitas, querido, supongo que ese tipo de cartas te resultan tan aburridas como a mí los capítulos recopilatorios de Los Simpson. Y claro, necesitabas ponerle un poco de marcha a la vuelta a la fábrica de hipocondríacos.

Que sí, Umpa Lumpa, que has hecho una entrada triunfal en tu provincia natal y que encima tengo que darte las gracias por habernos entretenido al enanito y a mí en busca de una solución durante días. Que tienes que estar orgullosísimo. Y que yo te agradezco profundísimamente que lo hayas hecho en el exilio y no en la nueva vivienda... algo es algo.

No te libras de la reprimenda, estaría bueno.
Resulta que pasábamos la primera noche en aquesta, tu tierra. Hacía calor, por supuesto. Veníamos de disfrutar de un clima maravillosísimo de fin de verano en la casita de la sierra y nos plantan a 30ºC por la noche. Buena gana. Otra vez a dormir destapada, con la ventana abierta, arriesgándome al ataque seguro de cientos de miles de mosquitos... Porque claro, tuve que retirar la magnífica y útil mosquitera que tiene en cada ventana la progenitora del enanito. Te conozco y sé de buena tinta que si la mosquitera suponía un obstáculo mínimo para un paseíllo mañanero por el balcón, no dudarías en lanzarte ferozmente a por ella.

Me disponía a descansar después de un largo viaje. Quizás levantarme a las 10... ¿por qué no?
[Jajajaja... ¡Ilusa de mí! ¿Por qué no? Pues porque tienes un Umpa, hija mía que pareces tonta  (Automensaje que me voy a tener que tatuar en la mano antes de hacer planes de reposo)]

7:05h  Pseudomaúllas para que te administre algo de comidilla. Me levanto. Pienso : "Pobre Umpitas, aquí solo, sin su amiguita". Te echo un puñadito y espero que no vuelvas a dar guerra.
Caigo dormida profundamente.
La mosquitera después de haber caído sobre mí

8:17h En mis sueños escucho un pseudomaullido. Pero lo que me despierta es... ¡¡algo que cae sobre mí!! ¿El Umpa? ¿La pared?  o peor aún... ¿el Umpa tirando la pared?
Me incorporo alarmadísima y sobre mí te encuentro a ti, y... ¡¡la mosquitera!! Vamos que ti te resbala que la mosquitera no te impidiese nada... estaba puesta, ¿no? Pues ¿por qué no subirse de un salto y tirar la mosquitera y ya de paso que la mosquitera tire una silla y que la silla tire tu comedero y tu bebedero? Razón... te aburres. Y como te aburres la armas. Palpitaciones, sudores fríos, pensamientos de suicidio...
El desastre de la mosquitera...

Te pones ñoño, te cojo, ronroneas por un tubo. Sensaciones contradictorias igual de fuertes: tengo unas ganas de estamparte contra la pared que no veas, pero al mismo tiempo me das penilla (el adiós a Galia, la mundanza, las felinas simplonas del enanito te recibieron fatal...)

Intento arreglarlo. [Que nadie se dé cuenta y fuera]. (Te quejarás, Umpitas...)
Pero... oh tragedia. 3 de las 4 piezas que la sujetaban.. ROTAS. Genial.

¿¿¿¿Y ahora cómo le digo yo esto al enanito????

8:43h Se levanta el enanito. Salgo de la habitación. Le extraña que esté tan temprano levantada. Él sólo iba a abrirle la puerta del patio a sus felinas simplonas.
Le asalto... 
Detalle del desastre cuando creía que tenía arreglo...

Yo: Enanito... YO LO PAGO... pero el Umpa la ha liado
Enanito: ¿?¿?¿?¿?
Yo: Ha tirado la mosquitera y la ha roto
Enanito: ¿?¿?¿?¿?¿?¿?¿?¿?¿?¿?¿? Bueno, a lo mejor tiene solución. 
(Entra en la habitación, ve la mosquitera... )
Pues... no... No tiene solución.

Mi cuenta bancaria comienza a temblar en ese preciso instante.

Entonces... el enanito suelta una de sus frases fulminantes de cuando la armas (vamos, que se ve obligado a decirlo con cierta frecuente):


"¿No querías Umpa?... Pues ¡toma Umpa!"

Emulando a la nena de Cómo no ser una drama mamá, sobre los consejos... diré sobre esta frase:

Consecuencias:
Me hace replantearme por qué narices te cacé en su día. Me hace recordarme a mí misma, que yo lo que quería era un felino simplón, ¡¡¡no un Umpa!!!.
Vamos, que la dichosa frasecita no me aporta nada bueno.

Excepciones para utilizarlo:
Futuros especímenes humanos hijos míos... No emplearé esa afirmación (con la palabra Umpa o con otra...) ya que siempre tendréis a un enanito de dos metros como padre que se encargará de hacerlo por mí en el momento más inoportuno, destrozando todas vuestras decisiones. Absurdas o no.

Sin más Umpitas...

Dulces caricias

PD: La mosquitera la hemos arreglado como buenamente hemos podido. Por tu bien, sólo se ha visto afectada mi cartera, no mi cuenta bancaria entera.
Te quedas sin barritas hasta que lo pagues.

PD2: Hoy ha empezado mi 5º año como trabajadora de la fábrica de hipocondríacos. Hasta el fin de semana que viene, te quedarás en el exilio con el enanito. Por favor... ¡¡NO LA ARMES!!

jueves, 13 de septiembre de 2012

Que no cunda el pánico

Querido Umpa Lumpa,

Los días en la casita de la sierra le pese a quien le pese están llegando a su fin. 
Estaba pendiente un gran resumen sobre las pedazo de vacaciones que te has metido entre pecho y espalda e intentaré hacerlo de la manera más emotiva que se me ocurre: describiendo la sensación con la que se van a quedar los siguientes personajes cuando te vayas

- Mis progenitores & hermanos: aliviados. Umpitas, hay que reconocer que cuando te pones en plan asocial no hay quién te aguante. Les has roto una camiseta a cada uno en esos intentos de aproximación que han tenido contigo. Te pones a emitir pseudomaullidos odiosos cuando te place y por lo que te place (si te entra hambre a las 3 de la mañana, si quieres salir a recorrer la mininaturaleza a las 6...) Vamos, que no te haces querer, pese a que todo el mundo reconoce que tienes un disfraz maravilloso.
La Malaúva dominando el territorio

- Galia Micromachine: el estúpido guepardo lo va a pasar mal. Esta vez sí Umpitas. Has hecho unas migas tremendas con la felina simplona. Veros por separado es complido. Os montáis vuestras carantoñas de vez en cuando y unas peleas-juegos de campeonato. Es fácil indentificarlas. Cuando Galia se pone a hacer: GRIÑI GRIÑI GRIÑI GRIÑI (con voz de pito) FFF FFF FFF GRIÑI GRIÑI GRIÑI GRIÑI FFFF FFFF FFF
Significa que tus fauces aprietan con suma fuerza cualquier partecita del pequeño y frágil cuerpo del estúpido guepardo.

- La Malaúva: Yo creo que tiene un debate interno intensísimo. No es que no le gustes. Es que te odia. Odia todo lo que tiene que ver contigo. Odia tu presencia, tu aroma, tu disfraz pavoneante. Odia a todo el que te quiere. Y eso que se ha moderado un poquito y admite refunfuñando que pases a 5 metros de ella... PEEEEEEEEEEEERO... creo que también se da cuenta de que mientras esté el estúpido guepardo contigo, NADIE le da guerra. Ni tú, ni Galia. Y eso hace que se encuentre en estados intermitentes de esa felicidad mezclada con malaúva que le caracterizaba antes de vuestro aterrizaje en la casita de la sierra. Creo que la Malaúva quiere que estés... pero lejos.

Y esto me da pie a narrarte un acontecimiento, con todos los ingredientes de cualquier documental de Félix Rodríguez de la Fuente.
Recuerdo los personajes --> Galia = estúpido guepardo, La Malaúva = hipopótamo bobo, Tú = tigre de Bengala.


Hallábamos toda la familia (progenitores, hermanos & enanito de dos metros)  zampando en la mininaturaleza, cuando, sin desencadenante aparente el estúpido guepardo  cual estampida en plena sabana africana entró en la casita de la sierra. Tú, como macho alfa,  corriste detrás aunque con menos ímpetu, hinchando al máximo el rabo de tu disfraz. El hipopótamo bobo  te echó una bronca a base de bufidos tremenda por interrumpir su siesta  (sí, a veces los hipopótamos bufan).

Todo parecía quedar en un "qué pesao el Umpa este... molestando a la Malaúva..."

Pero... ¡oh, no!. La estampida del estúpido guepardo y tu posterior huída, tenían un origen.
Y la Malaúva os odiará (a ti un poquito más que al estúpido guepardo) pero, que nadie se meta con vosotros. Hermano D. resume el pensamiento de la Malaúva de la siguiente manera: "El Umpa será tonto... pero es MI tonto"


(Conviene, antes de continuar, que pongas algo de volumen a este enlace y sigas leyendo: Música de fondo

La Malaúva te echó una mirada -sólo a ti, porque Galia hacía un rato que estaría perdida por vetetúasaberdónde- como diciendo: QUE NO CUNDA EL PÁNICO... que aquí estoy yo.

Entonces, con paso lento, pero firme. Saboreando el momento. Sabiéndose la salvadora de la tribu, se dirigió hacia un rincón de la mininaturaleza. La familia de especímenes humanos dejamos los cubiertos y observamos boquiabiertos.
Llegó a su objetivo y comenzó a bufar con la malaúva que le caracteriza, hacia la mininaturaleza de  otro vecino. Elevó su rabo de hipopótamo, lo zarandeó...

¿Qué sucedía Umpitas?
Nada más y nada menos que el nuevo cánido de los nuevos vecinos.


Tanto tú, como el estúpido guepardo, salisteis despavoridos por su aparición. Pero el hipopótamo bobo, una cosa es que os odie y otra que vaya a permitir que alguien os odie más que ella... Estaría bueno. Salió en vuestra defensa y te dejó a ti, como macho alfa, por los suelos.







Al rato, después de que la Malaúva hubiera hecho su trabajo, fuiste a comprobar la inocencia del cánido que tanto os había alarmado.


Regresando al lugar polémico

No falta nada para volver Umpitas. Y creo que esta vas a echar bastante de menos la casita de la sierra. Faltan muchas cosas por contar. Con tiempo.

Dulces caricias

PD: Lo sé... sé que los dibujos son dignos de cualquier exposición de arte comtemporáneo. Pero es que a mí eso... nunca se me dio bien.

miércoles, 5 de septiembre de 2012

¡¡2 años de un Umpa Lumpa disfrazado!!

Querido Umpa Lumpa,

Hace casi dos años la hipocondríaca de los animales que analizó tu disfraz por primera vez, decidió asignarte el día 5 de septiembre como día oficial en que decidiste abandonar la fábrica de chocolate y enfundarte un desmejorado disfraz felino. 

Por tanto, según sus cálculos... ¡¡HOY ES TU CUMPLEAÑOS!! Felicidades Umpa Lumpa. Has conseguido sobrevivir dos años bajo una apariencia felina. Pero tú a mí no me engañas. Bueno, ni a mí, ni a casi nadie. 

Pensaba narrar cómo fue tu captura, pero creo que Eva aún tendrá que esperar... porque da para otra carta completa y de eso aún no hace dos años.

Así que... en plan rápido y cutre, te he preparado un montaje con algunas fotos y vídeos. La mayoría son inéditos Umpitas, así que espero que te mole ver tu progresión. Dirás que no he puesto muchas fotos de las últimas, pero es que la música es cortita y tampoco quería agobiarte demasiado.


video


Aunque el regalo tendría que ser para mí (y mis allegados) por aguantarte, te daré una barrita del Mercadona para ti solo y vas que chutas.
Y a ver si cuando pidas un deseo al soplar la barrita se te ocurre pensar en tu tutora legal y deseas portarte un poquito mejor (¿es mucho pedir?) en tu tercer año... todos lo agradeceríamos Umpitas. Hazlo por el bien de la humanidad...

Sin más Umpitas y en espera de de la próxima carta... ¡¡¡FELIZ CUMPLEAÑOS!!! ¡¡Que sigas conservando el disfraz igual de bonito por mucho tiempo!!

Dulces caricias


miércoles, 29 de agosto de 2012

En mi ausencia...

Querido Umpa Lumpa,

Como imagino que habrás apreciado, volví a la cruda realidad hace ya unos días. Oh sí... 
La despedida de los gofres ha sido lo más duro...
No me ha quedado otra que abandonar los jardines verdes, los gofres y el olor a azúcar de las calles, para volver a hacer una fiesta por reencontrarme con los grifos monomando que tantísimo he echado en falta.

Me despedí del felino simplón Sissou, que el pobre es tan simplón que creo que no se enteró muy bien de cuándo llegué ni de cuándo me fui. Y eso que debería de agradecerme de por vida que su nuevo nombre lo haya dignificado como felino.

Me despedí de decenas de especímenes humanos simpaticones, de los que no me ha dado tiempo a hablarte (y conociéndote, dudo que te interese), cuyas vidas extravagantes hacían que se me pudiera calificar de "especímen humano normal". Esto es porque no saben lo que realmente significa ser tutura legal de un Umpa...

Por lo demás... qué decirte... Bien, muy bien. 

La pregunta que la cotilla Dunia ha hecho sobre cómo me recibirías, no podía ser más oportuna.
Para mí también era una intriga, porque de un Umpa Lumpa una se puede esperar cualquier cosa...:
- ¿Me odiará por el abandono y me ignorará durante días?
- ¿Se lanzará a mis brazos cual Umpa Lumpa ñoño que ha sobrevivido sin su tutora 3 largas semanas? ¿Se pondrá a disparar su ametralladora congénita?
- ¿Hará como si en vez de 3 semanas me hubiera ido 3 horas?

En tu afán por sorprenderme tu reacción fue de lo más inimaginable.

Me miraste, diste un brinco como si hubieras visto un fantasma y huiste bajo la protección de una cama.

Querido Umpa Lumpitas... no sé qué narices te habrán contado durante mi ausencia, pero creía haber dejado bien clarito en las normas de convivencia con un Umpa Lumpa que tenían que hablarte de mí como si siguiera viva. 

Y es que, Umpa, para hacerse cargo de un Umpa Lumpa no vale con cuatro nociones básicas tipo comida, agua y cama. Para que no se convierta en un caos, hay que dejar las cosas bien claritas (y aún así, siempre hay quejas... de que si eres un pesado, que no hay quien aguante tus pseudomaullidos lastimeros a las 6 de la mañana, etc, etc, etc)
Pero yo hice lo que me correspondía y las normas presidieron el salón durante mi ausencia (te quejarás...): 

* Umpitas, si no consigues leerlo bien, en la posdata lo he escrito mejor... =)



Por lo visto, han obviado el punto 3 y tú ya estabas haciendo un duelo. Te costó unos cuantos minutos asumir que no era una presencia corpórea. ¿Y después? De la alegría contenida por la incredulidad, te rebozaste unas cuantas veces por mi pierna y actuaste como si ahí no hubiera pasado nada.

Por lo demás, Umpitas, el enanito de dos metros está aquí para montar en bici  hacernos una visita. Y tampoco lo reconociste de primeras.

Ays Umpa Lumpa... esto de las vacaciones no es fácil. Tengo cientos de miles de cosas que contarte: el documental que grabáis todos los días tú, el estúpido guepardo (Galia) y el hipopótamo bobo (la Malaúva); la efectividad de las medidas antiescape de la mininaturaleza, los cambios que se avecinan con nuestro próximo viaje a las proximidades de la fábrica de hipocondríacos...

Pero esta vez sí, Umpitas, prometo no tardar en escribirte.

Dulces caricias


PD: Por si alguno de los cotillas, o tú mismo, Umpitas, no consigues descifrar mi letra de futura hipocondríaca, te la transcribo por aquí:


Normas para vivir con un UMPA LUMPA 
Debido a que Umpa Lumpa es un ser muy entrañable y a que nunca ha estado separado de su tutora legal más de una semana, es necesario que tengáis en cuenta estas normas de convivencia:
1- UMPA LUMPA siempre tiene razón. Si pide comida es porque tiene hambre. Si pide salir es porque quiere salir. 
2- UMPA LUMPA necesita una dosis al menos de cariño diario y otra de juego en el jardín. Si además le dais barrita del Mercadona, mejor. 
3- UMPA LUMPA tiene en un pedestal a su tutora legal (vuestr hija impreferida) así que es conveniente que le habléis de mí como si siguiera viva  
Tampoco estaría de más que mandaseis un informe diario vía facebook a vuestra hija imprefierda, del estado de su retoño.
4- Sería recomendable que de vez en cuando comprobaseis que está por la casa, ya que tiene antecedentes de fuga. 
5- UMPA LUMPA puede guardaros cierto rencor. Os ruego encarecidamente que no lo injuriéis. Nada de llamarle "gato tonto". Es un tigre de Bengala y él lo sabe. Tratadle como tal. 
6- Cuando haya algún desastre en la casa donde haya sospecha de ser provocado por alguno de los gatos o Umpa... UMPA LUMPA dice que él no ha sido. Por lo tanto, os remito al punto número 1: Él no ha sido. 
7- UMPA LUMPA ha nacido en el Parlamento Andaluz. No le gusta mezclarse con la chusma. Por lo tanto: limpiadle el comedero.
8- A UMPA LUMPA le haría ilusión que le dejaseis la mayor parte de vuestra herencia a vuestra hija impreferida (excepto deudas) 
Fdo:
Irene (tutora legal de Umpa Lumpa)
Umpa Lumpa


viernes, 10 de agosto de 2012

Correspondencia desde Bruselas

Cher Umpa Lumpa,

Ça va, petit?

El enanito de dos metros dice que es absurdo que te escriba cartas cuando te tengo al lado... Y llevaría razón si no fuera por el poquito caso que me haces cuando te hablo (prefiero que quede por escrito). Lo cierto es que llevo casi dos semanas à la capital d'Europe y todavía no te he escrito...

Me llegan noticias con cuentagotas de la casita de la sierra, y siempre llevan el mismo componente: Galia - Umpa Lumpa - pájaro.
Mi progenitora está segura de que vais a terminar con la fauna de la mininaturaleza. Lo que no entiendo es cómo narices conseguís presas diarias en un espacio más pequeño que el salón de mi mansión bruxelloise. Bueno... conseguís... No sé por qué me da, que ahí la mano de obra es Galia y tú llevas la logística.

Si te preguntas que por qué estoy tan segura de ello... simplemente te diré que te he visto perseguir durante una hora a una polilla moribunda sin que llegases a cazarla.  Con eso te digo todo. Porque a ti, lo que te va es cazar si acaso aves de corral, o incluso grandes mamíferos. Pero... ¿un pajarillo? Por favor, eso es para aficionados. Así que entrenas a Galia con suma prepotencia en la caza de presas menores.

Por lo demás Umpitas, por aquí todo bien. Hace una temperatura maravillosísima, y me dan de comer y todas esas cosas.
Soussie = Sissou en versión digna
Tienen un felino simplón... Pero simplón, simplón, simplón. Me he dejado el cable de la cámara así que te dejo una foto hecha con el ordenador.
Es el típico felino simplón que se mueve a cámara lenta, que bosteza por el cansacio acumulado tras el inmenso esfuerzo que tiene que hacer para levantarse para comer, que ronronea maravillosamente bien ante la más simple caracia, y que mueve suavemente la cola con aires de superioridad.
Se llama Soussie (Pronúnciese "Susi"). Pero me parece un nombre tan horrorosísimo y humillante para el dichoso felino, que yo me hago la loca y le llamo Sissou ("Sisú") para establecer un poco de dignidad en el ambiente.

Te gustaría esto, Umpa Lumpa, menos por la lluvia. Todos los días vivo situaciones de chiste, tipo: esto es un belga, una serbia, una taiwansa y una española... etc etc etc. Te he mandado una postal, espero que te la hayan leído.

Se te echa de menos Umpitas (no mucho, pero algo sí). Una no sabe ya como conciliar el sueño sin la ametralladora congénita trepanádnole el cráneo.

Tout va bien!
Así que recuerdo aquella canción y se la canto a las paredes... porque a Sissou no le dejan venir a llenarme de pelos el pijama que es lo único que podría copiar de todas tus cualidades umpalumpísticas.
Nunca hemos pasado tanto tiempo separados, espero que no me guardes demasiado rencor...

À très bientôt!


Douces caresses... 

PD: Dejé una lista de normas de convivencia con un Umpa Lumpa interminable en la casita de la sierra. Te las mandaría por aquí para que verificases si se están cumpliendo. Pero como te digo, me he confundido de cable, así que... en otra carta será.

PD2: Te dejo una foto mía para que veas que sigo con vida.

martes, 24 de julio de 2012

Adolescencia

Querido Umpa Lumpa,

Umpa Lumpa y Galia en: "Amor a primera vista"
Dicen algunos por ahí que la primavera la sangre altera. Como la sangre umpalumpísitica debe de tener un pH más ácido de lo normal, vives alterado permanentemente desde tu más tierna infancia hasta la actualidad más actual. Ignorando si estás en la casita de la sierra, en el exilio del enanito de dos metros, en el 4ºA o en la infravivienda. A ti todo eso te resbala pero bien.

Como única esperanza a tu "desate" me queda aquello de que la adolescencia es una enfermedad que se cura con el tiempo. Pero... ¿cuánto dura la adolescencia en un Umpa Lumpa? ¿Cuánto habré de aguantar esta pesadilla?

Mientras tanto, aquí estoy... intentando lidiar con tu adolescencia rebelde.

Junto a  tu trastorno maníaco-depresivo de base, luces ese carácter impertinente y extraño de todo adolescente que se precie.

  •   De vez en cuando te comportas como un ñoñeras con una mamitis aguda insoportable (igual nunca te lo he comentado... pero además de la ametralladora congénita, cuando ñoñeas liberas fluído salival al ritmo de la ametralladora. Vamos, que eres un baboso, guapete...)
  •  Otras veces estás en plena fase maníaca de pupilas midriáticas (un clásico)
  • Y otras... te llamo, y lejos de lanzarte a mis brazos cual Umpa ultramimado por su tutora legal..., me miras con cierto desdén. Me ignoras. Si vienen invitados, te encierras en tu cuarto. Contestas mal (cuando contestas). Me haces quedar fatal delante de cualquier espécimen humano que desee conocerte. Estoy todo el tiempo tratando de justificarte: "Entendedlo... está metido de lleno en la edad del pavo", "Le sacan de su ambiente y se altera un poquito...", etc, etc, etc.


Eso sí... estás todo el ratito pavoneando detrás de Galia. Al mínimo maullidito de la nena, eres el primerísimo en llegar, no sea que la felina simplona esté desatendida en algún momento. Por mí mejor, menos guerra das. Pero la comparación con el casito que me haces a mí, es bastante odiosa. La pobre Galia más que un amor de verano, lo que está viviendo es una pesadilla. Con el típico baboso pegado al culo todo el santo día.
Te recuerdo un par de cositas:
- No sois de la misma especie (lo siento... los Umpa Lumpa disfrazados se llevan muy bien con los felinos simplones, pero lo del "viceversa" es más que cuestionable)
- Estás  desovado y de aquí a unos días Galia también lo estará. Así que a lo máximo que puede llevar todo esto es a un romance veraniego "inter-especie"
- Legalmente sois hermanos
- Le caes bien, creo que incluso a ratos te soporta... Pero no lo estropees anda, que el verano es muy largo.

Y por si fuera poco entre intransigencias y amoríos bobalicones, la hipocondríaca de animales ha confirmado una sospecha: tienes el disfraz defectuoso ( Cuando  Ferny  se entere de esto emitirá maullidos de felicidad eterna). Resulta Umpitas, que tu disfraz se ha contagiado de tanta hormona adolescente flotando en el ambiente... ¡¡¡TIENES ACNÉ!!! 


Intento de sacar el acné de Umpa Lumpa 

Como lo lees... Además de las visitas al hipocondríaco de los animales clásicos, he dispuesto a distancia de una consulta aún breve con ni más ni menos que el famoso Luigi (el famoso espécimen humano casado con una extraña espécimen no sé si humana o no, llamada Mónika. Sí, la de nuestra época de glivec-girls) Estamos por resolverlo, Umpa Lumpa.

Y además de tus locuras, esto es todo lo que hay que aguantar...
Podría ponerme a relatar acontecimientos actuales de tu relación con Galia, pero créeme, la imagen ha sido tan esperpéntica que preferiría dejarlo para otra ocasión.
Sólo se confirma que los dos estáis adolescentes perdidos y no sé cómo salir a flote entre tanta hormona. Al menos lo de Galia seguro que tiene remedio

Lamento que las fotos no puedan estar muy actualizadas, pero he tenido problemas con el cable de la cámara y no he hecho muchas.

La primera foto es de la infravivienda, allá por enero. En tu primer encuentro con Galia. 


Pintura en tela de Umpa Lumpa
Y... tatatachán... Por si no era suficiente con llevar una foto tuya en la cartera (amor de tutora legal) -algo que le produce urticaria al enanito de dos metros, ya que su imagen brilla por su ausencia - tienes ¡¡tu primer retrato!! Lo ha hecho la progenitora del enanito. Tendrías que estar la mar de contento y orgulloso, pero con tu vena adolescente... hay que pillarte en buen momento para enseñártelo...



Lo sé, Umpitas, tengo cientos de miles de millones de temas atrasados. Pero las cartas llegarán.

Dulces caricias... (si te dejas, bribón)

miércoles, 18 de julio de 2012

Reportaje del exilio... ¡¡vacaciones!!

Querido Umpa Lumpa,

En la vida hay una sucesión de circunstancias que me obstaculizan constamente mantener una buena realicón contigo a través de estas cartas... La principal tiene nombre propio: LA TERRIBLE FÁBRICA DE HIPOCONDRÍACOS.

Otras no son tan constantes... pero existen.

Sí Umpitas, por diversos motivos te habrás dado cuenta tú solito de que la tortura china de la Fábrica de Hipocondríacos HA TERMINADO. No para siempre, oh, no... Después de todo el trajín de cientos de miles de pruebecitas (orales, escritas, de "a,b,c,d,e"), después de leer cientos de miles de documentos que a duras penas caben en las estanterías de cualquier habitación estándar... nos ofrecen unas vacaciones hasta septiembre. Insuficientes, seguramente, para afrontar mi 5º año en la fábrica. Se supone que con la experiencia laboral que tengo ya no me echan, pero cualquiera sabe. Aún quedan dos añitos por delante para demostrar que me estoy convirtiendo en una hipocondríaca de la cabeza a los pies.


Y, a Dios gracias, ¡¡no tengo pruebecitas en septiembre!!

Estarás saltando de alegría pensando en la cantidad de tiempo que puedo dedicarte -en la cantidad de tiempo que puedes emplear en martirizarme-, pero mi abandono se aproxima Umpa Lumpa. Yo no quiero anticiparte nada, que sé que eres un Umpa ultrasensible y buena gana de adelantarte las tristezas. 

Por lo demás, Umpitas, la temporada en el exilio finalizó. Y regresamos precipitadamente a la casita de la sierra.

Ays... hay tantas cosas que contar...
 Los cotillas estarán rabiando por dentro por saber cómo se desarrolla tu relación con Galia (alias: "la ratona"; alias actualizado: "el estúpido guepardo") y la Malaúva (era su alias... pero se ha convertido en su nombre oficial... El alias actualizado por hermano M. es "hipopótamo bobo") pero lo dejaré para la siguiente carta.


Pero como te prometí en la carta anterior, la vida en el exilio merecía su propia carta:

Nunca te  babía hablado de ellas, pero tú las conoces desde que te cacé con ese disfraz enano, roñoso y pulgoso.
Ellas son... ( pincha este enlace antes... http://www.youtube.com/watch?v=VdAT15zXZ5s )




...las felinas simplonas del enanito de dos metros.
Son tan tan simplonas que no han merecido ni media carta. Con eso te lo digo todo (aunque esto levante ampollas en el enanito de dos metros y llagas en su progenitora, la realidad es la que es)


Para preservar su identidad y que no se sientan ofendidas (si es que un felino tan simplón tiene capacidad de ofenderse) las llamaremos : "felina simplona vaca" y "felina ultrasimplona pelirroja" (adivina en menos de 1 segundo quién es quién)
Hasta hace poco, te habíamos impedido que te realicionases con ellas por eso de que le contagiases tus ideas umpalumpísticas. Pero visto que la tontería no se te pasa con los años, y debido a que su simpleza tampoco da para mucho, nos arriesgamos.


Conclusiones:

1- La simplona vaca... te tolera. Tolera tu existencia y alguna vez (una de las 100 veces que la provocabas a lo largo del día) te seguía el rollo. El resto te repelía a base de bufidos simplones (aunquepara ti eso es como oír llover).  Tienes que comprender Umpitas, que necesita 23 horas y media para dormir, la pobre. Está "pillá". No le eches mucha cuenta... 

(En la foto de la izquierda, demostrando que tu pata tonta puede servir también para molestar a la más simplona de las felinas)

2- La simplona pelirroja... no te tolera. Ni de noche ni de día. No es que te ignore, ojalá. Es que tiene la vena "malota" y va a por ti. Eso no te hace tanta gracia como los bufidos simplones. Un claro caso de Bullying. Si no, que venga Eva (madre de Ferny y Pérfida) a valorarlo. Eso de ser el diferente, el rarito... ser el único Umpa Lumpa en una familia de 5 cánidos, 3 especímenes humanos y dos felinas simplonas, te ha hecho ser carne de cañón Umpitas. Pero ahí estaba tu tutora legal para poner orden. Estaría bueno.


3- Necesitas al menos 5 felinos simplones dóciles para entretenerte. No hay manera contigo ¿eh?


4- Se apoderaron de tu maravilloso rascador. Igual obligo al enanito a que nos pague los dos meses de alquiler. Porque no dejaban ni que te acercases.
La simplona vaca colonizó además tu amada jaula diabólica.






5- Armarla... no demasiado, ya que la pelirroja no te dejaba dar ni medio paso en falso. Pero vamos, en tu línea. Pese al blindaje del balcón para evitar tu huída a un lugar mejor, encontraste la salida fácil y hubo que improvisar.

Umpa Lumpa a un segundo del salto triunfal

Alguna que otra vez terminaste asomado  al balcón cual espécimen humano. (No hay pruebas gráficas debido a la velocidad de actuación que impones)

Y cuando no sabías ya cómo canalizar tu energía, directamente conquistabas la reja de la puerta y santaspascuas . Que sí, Umpa, que lo entiendo, que de alguna manera tienes que culminar tu entrenamiento para los Juegos Olímpicos






















Umpa Lumpa y yo, deseamos a todos los cotillas que puedan disfrutar de ello... unas ¡¡felices vacaciones de verano!!
¡Esperamos vuestros aplausas cuando Umpa Lumpa salga a desfilar por el Estadio Olímpico! (se ha ganado que lo seleccionen)


Dulces caricias Umpitas